Estudio Arqueológico del Museo Colonial de Bogotá

Línea de investigación:
Año: 2015

Como parte del proyecto de restauración y reforzamiento estructural del Museo Colonial, se realizó el estudio arqueológico de esta edificación que originalmente hizo parte del conjunto religioso de la Compañía de Jesús, que abarcaba toda la cuadra que hace esquina con la plaza de Bolívar, en su sector suroriental. Específicamente, esta área del conjunto arquitectónico se lama la Casa de las Aulas, la cual, paulatinamente, se fue consolidando como recinto educativo para “sacerdotes y gentiles”.

Los propósitos del estudio arqueológico eran los de verificar, mediante excavaciones y monitoreo, vestigios de la implantación, evolución y transformaciones del recinto, así como cotejar estos hallazgos con los diseños arquitectónicos atribuidos al padre jesuita Coluccini, que datan aprox. de 1610. Se planteó realizar excavaciones, tanto en pisos y muros, siguiendo la metodología de la arqueología de la arquitectura, basada en los principios estratigráficos de Harris (Principios de Estratigrafía Arqueológica, 1991). De igual manera, resultó de vital importancia cotejar esta información con los análisis de los materiales arqueológicos, como recurso para la datación relativa y para identificar posibles usos de los espacios.

1 Museo Colonial

Entre las inquietudes principales respecto a la conformación final de los espacios, comparando los planos con el edificio resultante, se encontraban aquellas referidas al acceso actual al edificio, la conformación de la crujía sur de la casa de las aulas y la escalera de acceso al segundo piso. A raíz de los interrogantes, fue posible realizar excavaciones en prácticamente todos los espacios y verificar mediante los hallazgos las variaciones a los diseños y las adaptaciones a los distintos usos que tuvo el edificio luego de la expulsión de los jesuitas de la Nueva Granada.

De acuerdo con los resultados obtenidos, se lograron identificar ocho etapas de transformaciones: 1) la ocupación previa del solar, 2) los inicios de la casa de la aulas, 3) la etapa de la Academia Javeriana, 4) la expansión universitaria, 5) la instalación de la Biblioteca y Museo nacionales, 6) la Biblioteca Nacional, 7) el Ministerio de Educación y 8) el Museo de Arte Colonial.

De las primeras etapas resaltan los vestigios de cimientos y antiguas estructuras, así como la instalación de una red de atanores para abastecer a la manzana jesuítica de agua consumible, y las cañerías para la recolección de aguas lluvias y de las letrinas. De la misma manera, se recogió material cultural temprano que indica su origen de diversa procedencia, europea, oriental, americana y local. Así mismo, se logró verificar que el edificio en buena parte de los primeros siglos solo fue de un piso y que el segundo piso se fue construyendo y ampliando muy lentamente, primordialmente durante el siglo XIX, cuando funcionó como Biblioteca y Museo. Ello es consecuente también con el cambio de lugar del acceso principal, el cual se encontraría más al sur del actual y con la presencia tardía de la escalera que ahora existe, la cual se ubicaba originalmente hacia el sur contra el templo de San Ignacio.

2 Museo Colonial

En general, en cuanto a los vestigios de estructuras fue más fácil interpretar la evolución de la casa de las aulas; por el contrario, aunque si se halló material cultural, este fue más escaso de lo esperado. Al respecto, la documentación histórica permitió entender el porqué de esta ausencia: con anuencia del gobierno, se autorizó a “guaquear” el primer piso con miras a encontrar “santuarios o tesoros ocultos”, posiblemente vinculados con los jesuitas.

Se espera que parte de los resultados de esta investigación sean incluidos en el nuevo guión museográfico del Museo Colonial.