Hogar dulce Hogar. Hábitat obrero, discurso higienista y planificación en la construcción de Barrios Obreros en Bogotá (1900-1936)

Línea de investigación:
Año: 2012

La problemática de los barrios obreros nace como una consecuencia del advenimiento de grandes masas campesinas a las ciudades atraídas por las oportunidades laborales en las industrias que se crean en las ciudades con la Revolución Industrial.  Contrario a lo que podría pensarse la necesidad de otorgar viviendas para los obreros no quedo supeditada a ciudades de gran capacidad industrial como por ejemplo: Londres, Manchester o Liverpool o algunas ciudades estadounidenses. Las ciudades latinoamericanas, sí bien no tenían aquella capacidad industrial de los grandes centros de producción europea o norteamericana, para finales del siglo XIX y durante las primeras décadas del XX, se empieza a pensar en las necesidades de habitación de las masas de campesinos que vienen a engrosar las incipientes actividades industriales en las ciudades.

Barrio Buenos AiresAnte esta situación, las ideas y modelos europeos de planeación urbana y de construcción de habitaciones para los nuevos habitantes de las ciudades, encuentran eco en el planeamiento urbano de las ciudades latinoamericanas. En el caso de Bogotá, identifican necesidades de higiene, organización del espacio urbano y condiciones de habitabilidad para los migrantes que arriban a la capital.

Este proyecto de barrios urbanos, se circunscribe en las políticas de construcción de barrios obreros que son promovidas por la nación y por el municipio de Bogotá, a partir de la ley de barrios obreros de 1918. En dicho estudio, se analiza las condiciones en que surgieron esos barrios, las características arquitectónicas y urbanísticas, y los primeros habitantes  de tres barrios obreros planificados construidos durante las tres primeras décadas del siglo XX en el suroriente de Bogotá. Entre ellos el barrio Primero de Mayo -1922-, Buenos Aires -1926-, y la María o Manuel Murillo Toro -1938-.

Barrio Primero de Mayo